viernes, 18 de enero de 2019

Los subsidios de desempleo

Modalidades del Subsidio de desempleo 2019

Las modalidades de subsidio existentes son:

Subsidio para trabajadores que han agotado la prestación contributiva por desempleo y tienen responsabilidades familiares.
Subsidio para trabajadores mayores de 45 años que han agotado la prestación contributiva por desempleo y no tienen responsabilidades familiares.
Subsidio para trabajadores emigrantes retornados.
Subsidio para trabajadores que al producirse la situación legal de desempleo no han cubierto el período mínimo de cotización para acceder a una prestación contributiva.
Subsidio para liberados de prisión.
Subsidio para trabajadores declarados plenamente capaces o inválidos parciales, como consecuencia de expedientes de revisión por mejoría de una situación de gran invalidez, invalidez permanente absoluta o total para la profesión habitual.
Subsidio para trabajadores mayores de 55 años.


miércoles, 16 de enero de 2019

La Agencia para el Empleo del Ayuntamiento de Madrid oferta este año un total de 225 cursos de formación

La Agencia para el Empleo del Ayuntamiento de Madrid oferta este año un total de 225 cursos de formación y seminarios de 79 temáticas diferentes, con 3.000 plazas dirigidas a personas en desempleo, tras haber analizado en un estudio las necesidades del mercado laboral.

La Agencia para el Empleo de Madrid es Agencia de Colocación Autorizada (nº 1300000002). En coordinación con los Servicios Públicos de Empleo prestamos a las empresas y personas desempleadas un mejor servicio, siempre gratuito, especializado y personalizado.

Pueden acceder a estas acciones formativas las personas empadronadas en Madrid y escritas como demandantes de empleo y la mayoría de los cursos no requieren de una cualificación especializada.

Las convocatorias se irán publicando a lo largo del año y la inscripción podrá realizarse a través de la web de la Agencia para el Empleo (www.aemadrid.es), o de forma presencial en las agencias de zona.

martes, 15 de enero de 2019

¿Tengo que reclamar contra el despido para cobrar el paro?

¿Tengo que reclamar contra el despido para cobrar el paro?

Para cobrar la prestación por desempleo no es necesario que se presente demanda frente al despido ante el Juzgado de lo Social, tampoco que el despido sea calificado como procedente, improcedente o nulo por resolución judicial. La comunicación de dicho despido por parte del empresario o la empresaria es suficiente para justificar la situación legal de desempleo y solicitar las prestaciones por desempleo.

Esto no le impide la posibilidad de reclamar frente al despido simultáneamente.

En este caso, una vez se resuelva la reclamación, podrá presentar una  nueva solicitud de prestación por desempleo, en cuyo caso, si el despido es considerado procedente o improcedente o si hay o no salarios de tramitación, se modificará la resolución de la prestación de desempleo que estaba percibiendo en el caso de que fuera necesario.

vía SEPE

domingo, 13 de enero de 2019

Workplace Happiness: una tendencia que ha llegado para quedarse

¿Qué factores influyen en la felicidad laboral? 

Los españoles afirman que lo más importante para ser feliz en el trabajo es disfrutar de un buen ambiente laboral. 

Se calcula que trabajamos unos 225 días al año, más de 1.800 horas, es decir, dos tercios de nuestro tiempo los pasamos en la oficina o lugar de trabajo habitual. Sabiendo que gran parte de nuestro día discurre en una oficina, lo ideal sería que al menos el trabajo nos hiciera felices. Sin embargo, y según la VII Encuesta Adecco sobre Felicidad en el trabajo, una cuarta parte de los empleados no lo son. Para solventar esto, Edificio Cuzco IV, donde se encuentra uno de los Centros Lexington en Madrid, propone 5 fundamentos para alcanzar la felicidad en el entorno laboral:

Todo empieza por construir un buen espacio de trabajo.

Uno de los errores más comunes de las compañías es pensar que el espacio de trabajo no tiene una influencia directa sobre la felicidad de los empleados. Un error que puede repercutir en la productividad de las empresas, ya que está comprobado que un trabajador motivado y feliz, aprovecha mejor el tiempo, se compromete antes con la entidad e incluso es más productivo.

Tiempo para el desarrollo personal de los trabajadores.

Esto juega un rol trascendental en el objetivo de la felicidad en el trabajo y por ello se está convirtiendo en una de las prioridades de las compañías. Espacios informales, restaurantes con menús saludables, zonas de relajación para practicar yoga o mindfulness, ambientes para practicar deportes como pilates o hipopresivos; o servicios de belleza y fisioterapia, zonas de lactancia...

Apostar por el bienestar a través del deporte.

Diversos estudios como el realizado por la Universidad de Bristol demuestran que implementar programas de ejercicio físico dentro del ámbito laboral contribuye al bienestar. La posibilidad de hacer ejercicio 30 minutos al día antes de empezar la jornada laboral fomenta la felicidad, la creatividad y la concentración de los trabajadores.

Desarrollar la capacidad intelectual de los trabajadores.

Cada vez cobra más relevancia un nuevo concepto de edificio que busca la felicidad de los trabajadores mediante la convivencia y la participación. En este sentido, un ejemplo es Espacio Cuzco 4, que cuenta con un programa de charlas y conferencias punteras gratuitas para todos los trabajadores de las empresas que forman parte del edificio, pudiendo proponer éstos las temáticas de estas charlas y los conferenciantes. Además, el edificio organiza sesiones de after work para fomentar la convivencia y el sentimiento de comunidad y pertenencia, lo que contribuye a un mejor ambiente laboral y a una mayor felicidad.

Introducir la figura del Chief Happines Officer o director de felicidad.

Original de Estados Unidos, tiene como labor fomentar la felicidad de los trabajadores. Es un nuevo profesional que se está incorporando a las empresas preocupadas por motivar y mimar a los empleados. Su papel es escucharles, hacer que se sientan valorados y que su opinión cuente, poniendo a su disposición los canales de comunicación propicios que garanticen una respuesta a sus necesidades, ideas y sugerencias. Además, debe asegurar un buen ambiente laboral, potenciar la retención del talento, y comprobar que las medidas y acciones puestas en marcha funcionan realizando una encuesta de clima laboral. Esta figura puede ayudar a que los empleados encuentren la felicidad en sus lugares de trabajo.

Edificio Cuzco IV es uno de los edificios de oficinas más emblemáticos, prestigiosos y singulares de la ciudad. Con un perfil arquitectónico inconfundible, comercializa 23 plantas destinadas a oficinas y tres locales comerciales para las necesidades de una amplia variedad de empresas y espacios de trabajo. Se encuentra ubicado en la Plaza de Cuzco, en el Paseo de la Castellana, la arteria financiera más importante de la capital.

viernes, 11 de enero de 2019

Subir el salario mínimo ventajas y desventajas

Ventajas y desventajas de subir el salario mínimo

salarios-eficiencia-salario mínimo - tasa de salarización


Después de años de políticas de austeridad fiscal y liberalización del mercado laboral, la mayor parte de países europeos ahora apuestan por subir el salario mínimo para recuperar el poder adquisitivo de los trabajadores. De esta manera se busca fomentar el consumo interno y así fortalecer la recuperación económica.
En los últimos años la revisión al alza del SMI (Salario Mínimo Interprofesional) parece ser una constante en casi toda Europa. Si en 2015 el gobierno británico anunciaba un aumento en la retribución mínima de los trabajadores  de más de mil euros (hasta los 1378€ actuales), otros países como Francia, Bélgica y Holanda también han avanzado en este sentido a pesar de que la economía europea se encuentra en peligro de deflación.
La tendencia es especialmente fuerte en Europa del Este, donde el aumento del SMI con respecto a 2007 alcanza proporciones aún mayores en Letonia (178%), Rumania (143%) y Bulgaria (125%). Cabe recordar que el año pasado incluso Alemania, que hasta entonces abanderaba las políticas de flexibilización laboral en Europa, se ha sumado estableciendo por primera vez un salario mínimo de unos 1440 euros al mes.
En España, el Gobierno ha anunciado un aumento del SMI del 8% para el año 2017 y la mayor parte de las fuerzas políticas se han mostrado favorables a seguir la tendencia europea, aunque algunos exigen incrementos aún mayores.

Ventajas de subir salario mínimo

En este sentido, los partidarios del SMI defienden que una revisión al alza daría lugar a un incremento del consumo interno a través de un doble efecto: por una parte, el aumento de la renta nominal de los trabajadores mejoraría su poder adquisitivo; por otra parte, una redistribución de la renta hacia los sectores más desfavorecidos potenciaría el gasto debido a la mayor propensión marginal a consumir de estos grupos.
Es así como un aumento del SMI fortalecería la demanda agregada vía consumo interno, y por lo tanto reforzaría la recuperación de la producción y del empleo.
De la misma forma, argumentan que un SMI más elevado también tendría importantes efectos redistributivos sin necesidad de realizar ningún esfuerzo fiscal. Según este análisis, los recursos destinados por las empresas a cubrir el incremento salarial se sustraen de los beneficios empresariales. Esto significa que los trabajadores menos remunerados pasarían a recibir una renta que de otro modo iría a parar a los propietarios, los cuales suelen disfrutar de un nivel de ingresos más elevado. De esta manera un aumento del SMI contribuiría a reducir las desigualdades sociales sin necesidad de recurrir al gasto público, como ocurre con muchas políticas sociales destinadas a este fin.
Por último, los defensores del SMI afirman que la existencia de un salario mínimo es un instrumento eficaz en la lucha contra la explotación laboral, ya que refuerza la posición de los trabajadores que de otra forma tendrían dificultades a la hora de negociar sus salarios. Al mismo tiempo un SMI más elevado contribuiría a aumentar la formación de capital humano y a reducir la temporalidad, ya que los empleadores suelen estar más abiertos a invertir a largo plazo en los trabajadores que tienen una remuneración más elevada.

Desventajas de subir el salarío mínimo

No obstante, el SMI también está abierto a análisis menos positivos. En primer lugar, sus detractores señalan que el efecto sobre el consumo solamente tendría lugar a corto plazo, ya que el coste aumentado de la mano de obra acabaría por trasladarse a los precios (generando inflación) y los trabajadores perderían el poder adquisitivo que habrían ganado en un primer momento.
A partir de entonces, el consumo interno solamente podría mejorar ligeramente gracias a la ilusión monetaria, y las autoridades deberían tomar medidas para no caer en un círculo vicioso de inflación y revisiones salariales.
Por otra parte, los efectos redistributivos del SMI tampoco están claros, ya que sus defensores suponen que un mayor salario mínimo resta beneficios empresariales que de otro modo pasarían a manos de unos propietarios con mayor nivel de renta. Sin embargo, olvidan que en muchas ocasiones esos beneficios se reinvierten en la empresa (mejorando las condiciones de los propios trabajadores) y que frecuentemente muchos de los accionistas en realidad son personas de rentas medias e incluso bajas. Además, la inflación generada por un SMI más elevado podría mermar el poder adquisitivo de los sectores de renta baja que dependen de prestaciones fijas, como los pensionistas o los desempleados que sobreviven gracias a ayudas públicas.
La inflación generada por un SMI más elevado podría mermar el poder adquisitivo de los sectores de renta baja que dependen de prestaciones fijas.
Adicionalmente, puede argumentarse que un SMI demasiado elevado puede tener un efecto nocivo sobre el desempleo, ya que podría expulsar a los trabajadores menos remunerados del mercado laboral. Esto significa, por ejemplo, que un salario mínimo de 1.000 euros impediría acceder a un empleo a todas aquellas personas que no puedan exigir esa cantidad por su trabajo, por el simple hecho de que éste aporta un valor inferior a la empresa. Por este motivo, en muchas ocasiones (especialmente en países poco desarrollados) los aumentos del SMI que no siguen la evolución de la productividad real solamente acaban fomentando el trabajo en negro, y tienen poca incidencia sobre la vida de los trabajadores. Por lo que el salario mínimo puede acabar perjudicando precisamente a los que se pretende ayudar imponiéndolo.
ley-de-oferta-y-demanda_-mercado-de-trabajo_salario-minimo
En el marco teórico, si el salario mínimo está por encima del punto de equilibrio entre la oferta y la demanda del mercado laboral, se producirá una pérdida de empleo. Si está por debajo, no tendrá ningún efecto sobre el empleo. Lo difícil es saber donde está ese equilibrio.

El SMI en Europa

En cuanto al Viejo Continente, caracterizado hasta hace poco tiempo por la flexibilización laboral, el SMI ahora parece estar al alza en casi todos los países. Sus efectos sobre el empleo, sin embargo, son dispares y no parecen presentar ningún patrón claro.
Países UESMIAumento SMI (nominal)Aumento SMI (real)Aumento desempleo
Luxemburgo1.922,96 €28%6%2%
Bélgica1.501,82 €22%3%0%
Países Bajos1.501,80 €18%2%2%
Irlanda1.461,85 €13%4%5%
Francia1.457,52 €20%5%2%
Alemania1.440,00 €0%-15%-6%
Reino Unido1.378,87 €14%-11%0%
Eslovenia790,73 €54%33%3%
España756,70 €20%2%14%
Malta720,46 €23%3%-1%
Grecia683,76 €-4%-21%16%
Portugal589,17 €31%15%4%
Polonia409,53 €76%53%-6%
Croacia395,61 €0%-23%5%
Estonia390,00 €103%66%0%
Eslovaquia380,00 €109%88%-2%
Letonia360,00 €178%137%3%
Hungría332,76 €35%-3%-1%
República Checa331,71 €27%6%-2%
Lituania300,00 €88%54%3%
Rumania217,50 €143%98%0%
Bulgaria184,07 €125%89%0%
Dinamarca2%
Italia5%
Chipre10%
Austria0%
Finlandia2%
Suecia0%

Datos de 2015 para los salarios mínimos y comparativa con 2007 para los crecimientos. Evolución de los salarios reales descontando el IPCA anual acumulado en cada país. Fuente: Eurostat.
Entre los países más exitosos están Polonia, Hungría, Eslovaquia y la República Checa, los cuales han conseguido reducir su desempleo y subir el salario mínimo. Apostando por un modelo basado en la industria orientada a la exportación y en el desarrollo de sus mercados internos, la modernización de sus economías les ha permitido aumentar la productividad de sus trabajadores y gracias a esto han podido afrontar un aumento continuado de los salarios mínimos, generando un círculo virtuoso entre consumo y producción.
En el lado opuesto encontramos países como Portugal, Letonia y Lituania, que también han apostado por subir el salario mínimo, pero han sufrido un al mismo tiempo un crecimiento alarmante del desempleo. Por último también cabe señalar algunos casos de congelación del salario mínimo (Croacia) o de su reducción (Grecia), aunque ninguno de ellos parece haber sido capaz de generar empleo por sí mismo.
En cualquier caso, lo cierto es que el SMI es sin duda una de las claves del debate económico europeo actual. Si bien es cierto que su alcance real es limitado (ya que en muchos casos los salarios mínimos están establecidos por los convenios colectivos de cada sector) es importante como referencia de las condiciones laborales en un país. Como ya hemos comentado, las opiniones están divididas entre quienes buscan flexibilizar el mercado laboral y dirigir los esfuerzos a mejorar la productividad (contando con que ésta presionará al alza los salarios reales) y quienes buscan potenciar el SMI para fomentar el consumo. Independientemente de valoraciones ideológicas, en realidad el debate de fondo sobre aumentar la renta de un país actuando sobre la oferta o sobre la demanda: un dilema tan antiguo como la propia economía.

martes, 8 de enero de 2019

La campaña de rebajas generará empleo

La campaña de rebajas generará más de 157.000 contratos, un 8% más que en 2018

Durante enero y febrero, se realizarán 157.310 contrataciones, un 7,5% más que la cifra registrada durante el mismo periodo del año anterior (146.274

Randstad, la empresa de recursos humanos número 1 en España y en el mundo, ha realizado un estudio sobre la previsión de contratación para la campaña de rebajas de 2019, que incluye los contratos extra que se realizarán por esta campaña durante los meses de enero y febrero en los sectores de comercio y transporte y logística. En los últimos años, la contratación durante este periodo se ha visto afectada por el auge del consumo, en especial del comercio electrónico, uno de los principales impulsores del aumento previsto también para 2019.

Randstad destaca que la campaña de rebajas de 2019 generará más de 157.000 contratos en los sectores de comercio y transporte y logística, la cifra más elevada de toda la serie histórica. En concreto, se generarán 157.310 nuevas contrataciones durante los meses de enero y febrero, un 7,5% más que la cifra registrada durante la campaña de rebajas de 2018 (146.274) y casi el doble (90,7%) que la registrada en 2006, cuando se generaron 82.496 nuevos contratos. 2019 se sitúa como el sexto año de crecimiento consecutivo en número de contrataciones, y marca un nuevo hito al superar por primera vez en la historia la cifra de 150.000.

Cuando se analiza la serie histórica, el análisis de Randstad revela que, tras superar los 82.400 contratos en 2006, esta cifra creció durante dos años consecutivos hasta alcanzar los 100.000 en 2008. El año siguiente, 2009, se produjo el mayor descenso (-51,4%) registrado, cuando la campaña de rebajas generó menos de 50.000 incorporaciones. A partir de este momento, a excepción de un leve decrecimiento en el año 2013 (-2,2%), el número de contratos registrados durante este periodo del año ha aumentado paulatinamente durante los siguientes diez ejercicios, hasta alcanzar la cifra más elevada en 2019 (157.310). A pesar de ser el volumen de contratación más elevado, y del buen ritmo de crecimiento, se prevé el menor incremento de los últimos seis años (+7,5%).

“El aumento del consumo en esta época del año afecta directamente a la reactivación del mercado laboral, ya que las empresas necesitan incorporar a profesionales para satisfacer el incremento de la demanda, en un sector tan estratégico para la economía como es el comercio. Si bien, al igual que en la campaña anterior, se prevé una leve desaceleración en la generación de contratos respecto a años anteriores, cuando el incremento era de dos dígitos. Randstad estima que la tendencia para los próximos años seguirá siendo positiva, aunque el crecimiento no sea tan acentuado”, señala Luis Pérez, director de Relaciones Institucionales de Randstad.


Cantabria y Murcia son las regiones que más crecen.

Randstad también analiza el comportamiento del mercado laboral en la campaña de rebajas según la región. Según las previsiones elaboradas por Randstad, todas las regiones y provincias incrementan el número de contrataciones para esta época de año respecto a la misma fecha del año anterior, siendo Cantabria (11,7%) la que más crece, seguida de Murcia (11,4%) y La Rioja (9,6%). A continuación, se sitúan Aragón (9%), Canarias (8,9%), Andalucía (8,3%), Castilla-La Mancha (8,3%), Castilla y León (7,8%), Euskadi (7,7), Madrid y Galicia (7,6%), todas ellas por encima de la media nacional (7,5%). Baleares se sitúa al mismo nivel (7,5%).

Con crecimientos menos elevados y situándose por debajo de la media nacional, se encuentran Navarra (7,2%), Comunitat Valenciana (6,6%), Catalunya (5,9%), Asturias (4,3%) y Extremadura (4%).

Si se desciende al ámbito provincial, Castellón (11,9%), Cádiz (11,9%), Álava (11,1%), Soria (11%), Palencia (11%), Cuenca (11%) y Huesca (10,9%) son las que crecen a doble dígito. En el lado contrario, con los menores incrementos, se sitúan Badajoz (3,7%), Lleida (3,2%) y Segovia (1,4%).

En términos absolutos, Andalucía es la región donde más contratos se firmarán durante la campaña de rebajas, con 28.875 incorporaciones. Le siguen Catalunya (23.795), Madrid (21.240) y Comunitat Valenciana (20.945), con más de 20.000 contratos cada una de estas regiones. Dos de cada tres contratos que se realizarán durante la campaña de rebajas será en una de estas cuatro comunidades autónomas. Por otro lado, La Rioja (800), Cantabria (2.185), Navarra (2.310), Extremadura (2.450) y Baleares (2.895) son las comunidades autónomas que registrarán menos contratos.



El comercio electrónico sigue liderando la generación de empleo.

La campaña de rebajas es una época donde las incorporaciones se concentran en el comercio y, durante los últimos ejercicios, en el sector de logística y transporte, debido sobre todo al auge del comercio electrónico. Se trata de un sector que está modificando los hábitos de compra de los consumidores, influyendo de manera directa en la dinamización del mercado laboral y modificando las necesidades de las compañías a la hora de incorporar profesionales.

En este sentido, los perfiles ligados a estos sectores, como empaquetadores, carretilleros, mozos de almacén, transportistas, comerciales, profesionales de atención al cliente y contact center , serán los más demandados durante estos meses. Las empresas buscarán en estos profesionales capacidades y características entre las que destacan la experiencia y la rápida adaptación al puesto de trabajo.

Sin embargo, la experiencia y una adaptación eficiente no son los únicos requisitos para acceder a un empleo durante esta campaña. Las rebajas son una época de intensa actividad, donde la actitud de los candidatos influye, en muchas ocasiones, más que la aptitud. Es decir, una buena predisposición al trabajo es fundamental, más aún en los puestos de trabajo donde existe una clara atención al público.

El auge del comercio electrónico está influyendo, además, en la demanda de habilidades digitales para los profesionales por parte de las empresas, independientemente del sector en el que operen, o el puesto que necesiten. La digitalización y robotización del mercado de trabajo está llegando a todos los empleos, y cada vez son más las compañías que necesitan de profesionales con conocimientos digitales y formación especializada.

lunes, 7 de enero de 2019

Datos afiliación a la Seguridad Social enero 2019

La Seguridad Social culmina el año con más de 19 millones de afiliados

La afiliación media a la Seguridad Social alcanzó 19.024.165 ocupados en diciembre. Se trata del mejor dato de cierre de año de la serie histórica, solo superado por 2007 (cuando se alcanzó la cifra de 19.372.777).

En términos interanuales, el mes de diciembre cerró con una media de 563.965 afiliados más, el 3,06%. Del total, 272.449 son mujeres (aumenta en un 3,19%) y 291.516, hombres (2,94%, más).

Hay que destacar en este cierre de año la cifra de afiliación sin el componente estacional, superior también a los 19 millones (19.034.114), gracias a un aumento intermensual de 55.872, el mayor incremento en un mes de diciembre.

El número de mujeres ocupadas marca un máximo en la serie y asciende a 8.826.470, con un 3,19% más en el último año. La cifra de hombres trabajadores se sitúa en 10.197.695.

El número de trabajadores extranjeros afiliados al sistema es de 1.992.849.

Hay que subrayar la evolución de la relación afiliado/pensionista, 2,28, que en diciembre aumenta en 5 décimas respecto a la del año pasado (2,23%).

Respecto a 2017
En relación al año pasado, el Sistema ha ganado 563.965 afiliados, el 3,06% más. En concreto, destaca el buen comportamiento del Régimen General, que incorpora 513.400 trabajadores (3,38%). Un crecimiento que alcanza el 3,68% si hablamos del Régimen General propiamente dicho (sin Agrario ni Hogar).

En el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos hay que señalar que la tasa aumentó en más de un punto y medio (1,56%), lo que se traduce en un crecimiento de 49.986 personas. El Régimen del Mar creció un 1,63%  (1.003) y el Carbón registró descenso de 425 (-17,52%).

En términos anuales la ocupación avanza en todas las Comunidades Autónomas. Destacan porcentualmente los incrementos en 8 comunidades autónomas por encima de los 3 puntos y las ciudades autónomas de Ceuta (4,06%) y Melilla (7,70%). El mayor crecimiento lo registró Madrid (3,98%), la Comunidad Valenciana (3,77%), Castilla-La Mancha (3,47%), Canarias (3,37%), Andalucía (3,26%),  Región de Murcia (3,20%), Baleares (3,16%) y Navarra (3,03%).

Balance respecto al mes anterior
El Régimen General registró un incremento de 80.395 personas (0,51%) y suma un total de 15.704.883, la cifra más alta desde 2012, año en el que se produjo la integración del Régimen Agrario como Sistema Especial en el Régimen General. Por sectores económicos, los mayores crecimientos de la afiliación en diciembre se registraron en: Comercio; Reparación de Vehículos de Motor y Motocicletas con 26.962 (1,11%); en Actividades Sanitarias y Servicios Sociales con 21.265 (1,42%) Administración Pública y Defensa; Seguridad Social Obligatoria, 7.835 (0,72%); Transporte y Almacenamiento, 3.582 (0,50%) y Actividades Artísticas, Recreativas y de Entretenimiento, 3.478 (1,35%). En sentido contrario, los principales descensos se computaron en Hostelería
(-13.699), Construcción (-13.472) e Industria Manufacturera (-7.617).

Destaca el crecimiento en el Sistema Especial Agrario por cuenta ajena, que finalizó con  52.843 afiliados medios más (6,97%), principalmente por las campañas agrícolas como la de la aceituna en Jaén.

Por su parte, el Sistema Especial del Empleados del  Hogar descendió en 718 (-0,17%) y totaliza 410.634 trabajadores.

El Régimen de Autónomos registra 3.254.663 personas, tras sumar 526 personas (0,02%) en el último mes.  

Respecto al Régimen Especial del Mar, resta 2.333 ocupados (-3,59%), hasta situarse en  62.620 afiliados. Finalmente, el Carbón está constituido por 1.999, 47 menos.

Por territorios, el número de trabajadores creció en diciembre en 12 comunidades autónomas y las 2 ciudades autónomas. Los mayores incrementos en términos absolutos corresponden a Andalucía (57.034), Madrid (15.908), Comunidad Valenciana (5.772), Castilla-La Mancha (7.555), Canarias (2.724), País Vasco (2.367) y Región de Murcia (2.312). Los mayores descensos los encabezan Baleares (-15.654), Galicia (-3.764), Cantabria (-1.006), Navarra (-902) y Castilla y León (-814)